Editorial / La boina de Saavedra

Antón Saavedra y su boina han vuelto al Parlamento Asturiano, de donde salió hace años tras romper con Izquierda Unida y pasarse al Grupo Mixto, lo que permitió a Sergio Marqués terminar la legislatura en minoría parlamentaria (porque el PSOE no quiso tumbarle, siguiendo instrucciones de Josep Borrell: "Dejad a la derecha cocerse en su propia salsa", dijo el catalán, que entonces lideraba a los socialistas).

Saavedra, que fue secretario nacional de la Federación de Minería de UGT –y, por tanto, superior suyo jerárquicamente; aunque nunca lo fue 'de facto'– es el principal enemigo declarado de José Ángel Fernández Villa, de quien lleva tiempo difundiendo una biografía que le identifica como confidente de Cuerpos de Seguridad franquistas.

El caso es que Antón ha vuelto a la Junta para decir que "el PSOE trata de cargar a Villa con toda la mierda minera", que remite a tres décadas de 'complots' del SOMA que tuvieron al exsindicalista en todas las salsas pero van más allá de sus andanzas. De hecho, ni Javier Fernández sería presidente sin él ni Fernando Lastra hubiera llegado sin su apoyo adonde está.

Así que la comisión de investigación de la Asamblea Autonómica seguirá siendo un guiñol donde los diputados pretenden dejar en evidencia a los comparecientes, más que poner negro sobre blanco lo que ha pasado con los fondos mineros... o con los fondos de los mineros, más bien.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Chinorris

La costurera Susana retrasa la hora del PSOE