La corbata

Por Joaquín del Río

Descubro con estupor que la revolución política de Grecia iniciada el domingo ha devenido en un debate sobre estilismo, a la vista de que media Europa no habla de las medidas de Syriza, sino de la aparición sin corbata de sus ministros... por no hablar de la 'chupa' de Varoufakis, ministro de Economía del que la gente no sabe cómo piensa pero sí cómo viste. Y eso que el tipo tiene por delante nada menos que derribar el discurso único del neoliberalismo.

Llevo treinta años tratando con gente importante y sólo me pongo corbata cuando me resulta imprescindible, pero me doy cuenta de que la negativa a usarla engaña a la gente: sólo con quitarla, el político parece tener criterio propio, sin falta de elaborar eso tan complicado que es un programa electoral (como decía ayer Pedro de Silva).

De donde deduzco que la política ha devenido en una cosa de gestos, más que en un asunto de opiniones. Y entonces concluyo que Podemos va a arrasar, porque en lo gestual no tienen competencia.

NOTA.– Me pregunta la gente por qué no publico los vídeos del Estado Islámico y le contesto que la barbarie de esa gente sería inútil si no fuera difundida, porque sus vídeos no valen nada si no circulan. Así que seguiré sin publicar sus vídeos y desafiando a esa gentuza a que venga a por mí... y mi mujer ya sabe qué tiene que decir cuando me maten.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Chinorris

La costurera Susana retrasa la hora del PSOE