EDITORIAL / ¿Somos tontos?

El Ministerio de Fomento, que dirige la gallega Ana Pastor y trabaja activamente en contra de Asturias y en favor de Vigo, hizo ayer dos anuncios a través de organismos que controla para intentar ganarse a los asturianos y reconciliarse con el pernicioso equipo de Mariano Rajoy.

Por una parte, Renfe anunció la conexión por línea ferroviaria de las tres principales ciudades –Gijón, Oviedo y Avilés, por orden de población– y, por otra, la diputada gijonesa Ángeles Fernández Ahuja (que presidió la gestora gijonesa hasta hace un par de meses) dijo que Madrid está a punto de cerrar un acuerdo para reactivar la llamada Autopista del Mar, que unió El Musel con Nantes... una gestión que depende de Puertos del Estado.

Pero Asturias votará en menos de dos meses en elecciones autonómicas y municipales y es difícil que a cualquier persona informada se le escape este hecho al leer ambos anuncios. De modo que hay que concluir que el partido que tiene su sede en la calle Génova de Madrid piensa que los asturianos son más tontos que el resto de españoles, a los que ya engañó una vez anunciando todo lo contrario de lo que hizo nada más que llegó a La Moncloa.

Lo que pasa, en realidad, es que Asturias está metida en un debate artificial a cuenta del AVE, que Ciudadanos considera imposible de rentabilizar (como todas las demás líneas de alta velocidad ferroviaria que hay en el mundo, excepto la que une Osaka y Tokyo –que mueve cada día tanta gente como la que vive en Oviedo, Gijón y Avilés juntas–, que es una especie de tranvía aerodinamico) y Podemos rechaza, aunque no se atreve a decirlo para no perder apoyo electoral.

Y en ese contexto saca pecho el Partido Popular a través de organismos que controla, pese a que sus movimientos serán estériles porque ninguna acción del Estado vale nada si no tiene consignación presupuestaria... y ni en Renfe ni en Puertos del Estado la hay.

Comentarios

Entradas populares de este blog

Chinorris

La costurera Susana retrasa la hora del PSOE