EDITORIAL / Más mujeres

Nunca tuvo trato 'Astures' con la conocida pastelería La Duquesita, de Avilés, pero sucede que su dueña ha muerto a manos de su pareja. Y ésta estaba ebria, aunque el alcohol no puede ser un atenuante. Hace un mes que este medio escribió sobre el tema y la cosa no ha cambiado nada. Y eso debería ser un agravante. Se dijo hace treinta días:

"Dos nuevas mujeres acaban de engrosar la lista de fallecidas este año por violencia de género, mientras los partidos están inmersos en una discusión sobre si las muertas son galgos o podencos: a Ciudadanos le molesta que haya discriminación positiva en los ataques de género y a los demás partidos les molesta la posición de los naranjas.

Mientras tanto, mueren féminas un día sí y otro también: 55 han caído este año a manos de sus parejas, casi la mitad de los parisinos afectados por los atentados de hace semanas. Y la trascendencia mediática no tiene comparación... Es verdad que tampoco lo tiene el yihadismo con el machismo, pero también lo es que no todas las víctimas son iguales aún.

La legislación vigente en España considera agravante que el agresor sea hombre, lo que es discutible, pero la realidad indica que a manos de su pareja mueren más mujeres que hombres. Lo que sucede en el interior de aquélla es un misterio y seguramente habría que estudiar si la pugna psicológica es tan lesiva como la física, pero ése es otro tema... A día de hoy, la mujer es la víctima de la violencia de género por abrumadora mayoría estadística.

Así es que el debate electoral sobre el tema es una pijada que no debería estar en la actualidad. Y tampoco que fue el PSOE (durante el mandato de José Luis Rodríguez Zapatero, para ser exactos) quien lo incorporó al 'corpus' legislativo español. Así es la cosa."

Un mes después, la actualidad es distinta, pero la realidad es igual... ¡Vaya un plan!

Comentarios

Entradas populares de este blog

La costurera Susana retrasa la hora del PSOE

Guerras muy destructivas amenazan la Humanidad