#Dona médula, el lema de Pablo Ráez

Por Ana María de Luis

Siempre fuertes, decías. Ciertamente lo has sido querido Pablo. Desde el cielo; ese lugar al que van los elegidos, los que hoy se van y nos dejan sin consuelo alguno, nos seguirás transmitiendo tu fuerza para vivir, para aprovechar la vida; y en tu Carpe Diem consideraremos aquello que decías siempre, #DonaMedula, Dona Vida.

Con tu energía enseñaste a los jóvenes más valores de los que ahora puedes sumar. Generosidad, fortaleza en la adversidad y fuerza, mucha fuerza; esa que te ha consumido y ha ganado el pulso de la vida; la puñetera enfermedad que no ha permitido que siguieras entre nosotros.

La voz de la donación de la médula ósea se llama Pablo, y siempre, cada vez que hablemos de la donación como gesto estará tu sonrisa, tu mirada y tus veinte años. “Esa vida que pasa mientras no nos damos cuenta” ese y muchos más mensajes que nos han hecho detenernos ante la esperanza y seguir luchando contigo.

“Demos más amor, primero a uno mismo, y después al mundo” pedía Pablo en su Instagram. “Demos más sonrisas, demos más abrazos, demos más paz, demos la mejor versión de nosotros mismos”.

Tú nos diste tanto que nos hiciste valorar la vida. Tu familia, tu novia, las personas que te trataron jamás podrán comprender la grandeza que tu enfermedad nos ha dejado a todos. Tendrás una calle, una plaza, un hospital con tu nombre, la medalla de oro de la ciudad de Málaga, ¡qué más da! pero lo cierto es que tendrás vida más allá de la vida; de este febrero cruel que te separa de nosotros. Has sembrado vida porque nos has enseñado a creer en la donación; bendita donación la que salva seres humanos.

A través de tu campaña, #RetoUnMillon se consiguieron multiplicar las donaciones de médula un 1000% y de esta forma, muchos pacientes lograron encontrar una solución a su problema; por ti, por ti  Pablo.

Gracias a ti y a tu difusión pudimos entender qué significa donar una médula; es una vida, y si es compatible, ganas la batalla.

Tu último post decía “Tenemos que ser más felices”.

Desde nuestra tribuna queremos seguir informando como tú lo hiciste. Que este texto haga considerar a todos los que nos leen que si donas médula, donas a un chico que se llama Pablo. Pablo, Borja, Marta, Silvia, Rafael, Manolo, Felipe, Susana, Asunción, Patricia,,,a cualquiera de esas personas que están esperando.

Pablo Ráez, ¡fuiste un crack! Que Dios te devuelva lo que tú nos has dejado.

DEP

Comentarios

Entradas populares de este blog

Chinorris

La costurera Susana retrasa la hora del PSOE